El anillo de compromiso de 18 quilates, la mejor alternativa

Diseño, belleza, elegancia, comodidad… son muchas de las cualidades que no deben faltar en un anillo de compromiso perfecto. Pero sin duda, la alta calidad y una perfecta elaboración en oro de 18 quilates o de 1 ley, también deben ser tenidas en cuenta para calificar así nuestra joya de pedida.

 

El oro de 18 quilates, también denominado de 1 ley en cualquiera de sus tonalidades es, junto al platino, el material precioso ideal por sus cualidades, para la fabricación de una excelente joya de pedida, siendo el soporte natural, de diamantes y piedras preciosas naturales de color.

 

Pero seguro que alguna vez te has preguntado, ¿cómo es el proceso de fabricación de un anillo de compromiso de 18 quilates?

 

En este post, vamos a tratar de explicarte de manera sencilla este proceso. El primer paso es realizar un boceto en papel, del diseño del anillo de compromiso que se desee. Una vez se aprecia el interés en el modelo y la viabilidad del diseño, se procede a convertir este dibujo, en una joya real.

 

Antiguamente, los artesanos joyeros moldeaban de forma manual la joya, gastando mucho tiempo y obteniendo un resultado plenamente artesanal e imperfecto. En la actualidad, empresas como la nuestra, se sitúan en cabeza en cuanto a la tecnología de prototipado en 3d, lo que se traduce en perfecta conversión del boceto de papel en un precioso anillo de compromiso de 18 quilates.

 

Este proceso, realizado con la ayuda de un complejo programa informático, reduce los plazos de creación de la nueva joya y nos permite fabricarla de forma unitaria o masiva. El prototipado nos permite obtener de forma directa la cera de fundición con la que fabricar la pieza en oro de primera ley o crear el caucho del modelo para una producción masiva.

 

Con la cera de fundición del anillo de compromiso de 18 quilates junto con otras ceras de joyas a fundir, se crea un árbol de fundición. Este proceso se designó así, por su similitud a un árbol donde las ramas están formadas por las piezas a fundir. Dicho árbol de fundición se envuelve en un revestimiento similar a la escayola y se sitúa en una centrífuga. Se inyecta por una apertura el oro de 18 quilates fundido a alta temperatura y se distribuirá de forma uniforme gracias al movimiento uniforme de la centrífuga.

 

Previamente a ser fundido, el oro puro es convertido en oro de 18 quilates, mezclando tres cuartas partes de este, junto a materiales preciosos endurecedores como la plata, el cobre, el paladio…etc. Esto es lo que se denomina, liga.

 

Una vez fundido el anillo de compromiso de 18 quilates junto al resto de piezas, el árbol antes de cera ha sido sustituido por uno de oro, ya que el oro candente fue fundiendo la cera y ocupando su lugar.

 

Se cortan cada una de las joyas del tronco del árbol, y se pasa tras cortar, del bebedero al proceso de devastación y pulido. Este proceso se suele hacer en tambores de pulido donde se enfrenta el anillo de compromiso de 18 quilates a elementos erosivos.

 

Tras este proceso pasaríamos al engastado, donde se unen los diamantes y gemas preciosas a la montura mediante diversas técnicas y con la ayuda del oro de 1 ley de la joya. El engastado no solo será responsable de la perfecta sujeción de los diamantes y de las piedras preciosas, sino de la belleza y estética final del anillo de compromiso.

 

Tras el engastado, se pasa a realizar el pulido y repaso que le atribuirá su brillo y belleza. Si se trata de un anillo de compromiso de 18 quilate en oro blanco, deberemos rodiar por inmersión la pieza. Este sería el último paso y la pieza ya estaría finalizada.

 

Este proceso dura desde que tenemos preparado y listo el render, y esto suele ser habitualmente, unos veinte días. De todas maneras, te ofrecemos un plazo más breve para adquirirlo y recibirlo, de un máximo de 10 días. En este proceso de fabricación, son muchos los profesionales que intervienen en la creación de la joya, fundidor, engastador, oficial, diseñador pulidor, maestro joyero, etc.

 

Te dejamos algunos de nuestros anillos de compromiso para que te hagas una idea de la maravillosas piezas que podrás encontrar en nuestra joyería online.

 

BELEN, Solitario de diamantes

Este anillo está realizado en Oro de Primera Ley, se trata de una pieza de alta calidad que responde a la bella estética de solitario de diamantes con diamantes laterales. Este tipo de engaste hace que los diamantes reciban toda la luz y brillen con la máxima intensidad, perfecto para lucir en grandes ocasiones.

 

MONTESINOS 3, Solitario de diamantes

BELEN, Solitario de diamantes

 

AROA, Solitario de diamantes

Aroa, se trata de un anillo de compromiso perfecto que además es una joya pensada para usar en el día a día. Es un solitario de diamantes realizado en Oro de 18 quilates, con un diseño moderno que permite al cliente obtener una pieza elegante y original. Basa su originalidad en el doble brazo del anillo, ornamentado con diamante.

 

Solitario de diamantes modelo AROA

AROA, Solitario de diamantes

 

AIRE, Solitario de diamante

Fabricado en Oro de 18 quilates, de diseño sencillo y elegante. Es perfecto para regalar, puesto que una de las características de esta joya es la comodidad, lo cual lo hace perfecto para lucir a diario. Combina las ventajas del tradicional engaste en garra, como es el obtener el máximo brillo de la gema.

 

Solitario de diamantes y oro AIRE

AIRE, Solitario de diamante

 

Como ya sabrás y hasta el 31 de enero, nuestros anillos de compromiso de 18 quilates tienen un descuento por rebajas de un 30% sobre el ya, atractivo precio, que presentan habitualmente en nuestra tienda online. ¡No pierdas la ocasión!