Un pendiente, dos joyas

¿A que no adivinas como comprar un pendiente de diamantes y poder tener dos joyas diferentes?

Hoy en día, comprar una joya de diamantes, concretamente si se trata de un pendiente de diamantes, no es tarea sencilla, ya que es un artículo que toda mujer desea y necesita, pero que dependiendo de su diseño, nos servirá para el día a día o para eventos más puntuales e importantes, así como los gustos personales, el uso que le quiera dar y el presupuesto que vayamos a destinar para esta compra.

Normalmente esta distinción entre pendientes de uso puntual o cotidiano viene determinada por varios elementos presentes tanto en el diseño como en los materiales que lo forman, pero principalmente por una característica, la extensión del mismo. El pendiente corto siempre será más cómodo para un uso habitual, mientras que los pendientes largos es más propio de ceremonia o como pendientes para grandes eventos.

Por ello, es fácil deducir que al menos deberíamos tener unos pendientes de diamantes cortos y otros largos, para, de esta forma, poder cubrir todos nuestros deseos.
Lo que sí es cierto es que, en ocasiones, no es fácil adquirir ambos, pese a los excepcionales precios que la firma Navas Joyeros propone en sus colecciones de joyas online, por lo que os vamos a dar una solución sencilla a este dilema.
Navas Joyeros te propone adquirir un solo pendiente de diamantes, pero que en realidad son dos: Uno corto, de tipo dormilona y otro largo.
Al adquirir una sola joya, el precio de ésta es mucho más económico que, lógicamente si son dos piezas las que compramos.

Pero, ¿cómo hacerlo?
En nuestra tienda online www.navasjoyeros.com podrás encontrar una amplia colección de pendientes cortos de diamantes de tipo dormilona, con todo tipo de bellos diseños, con una amplia variedad de modelos.
Por su formato de tipo dormilona, es decir, con un motivo y un pernio, permite que puedan llevar adaptado un motivo, denominado en joyería “postizo” con el cual, mediante una sencilla y sutil adaptación, hace que el pendiente corto se convierta en largo o semilargo al unirse este con el motivo.

Este sistema, además de economizar el gasto que tendremos que hacer adquiriendo dos piezas por el valor de una, nos permite lucir el pendiente de diamantes en su versión corta o larga según lo necesitemos, pareciendo ser dos joyas completamente distintas.
El sistema de pendientes desmontables es extremadamente seguro, ya que aprovecha el sistema de cierre a presión de la dormilona para servir de sujeción al postizo, permitiendo que este tenga movimiento y dinamismo, lo que incrementa la belleza de la joya final y hace que se adapte con mayor facilidad al rostro.
Es más, el postizo puede incluso combinar diamantes con gemas de color como el rubí, el zafiro o la esmeralda, convirtiendo un sencillo pendiente corto de diamantes en una magnifica pieza de alta joyería, como puede tratarse de un pendiente de diamantes y esmeralda de tipo largo, perfecto para las ocasiones más especiales.

Si además queremos ir más allá, podemos hacerlo con un solo pendiente corto de diamantes, con un modelo sencillo como una clásica orla, una dormilona en garras o bisel, combinarlo con diferentes postizos, tantos como nuevos pendientes de diamantes y piedras de color que queramos tener.

Pendientes de zafiros Massala
En definitiva, no dejes de preguntarnos como crear tu pendiente desmontable, ya que estaremos encantados de poderte ayudar creando para ti un boceto en 3D sobre el que podrás aportarnos tus ideas y sugerencias, hasta crear tu joya deseada.
Para ello ponemos a tu disposición un completo equipo de profesionales joyeros que forman el Servicio de Asistencia Personalizada (SAP) que te ayudarán a elegir y comprar el pendiente de diamantes personalizado perfecto.